Las teorías de la gente enferma





Algunos ya sabéis que trabajé un tiempo haciendo publicidad, sobre todo publicidad industrial, en concreto vídeos publicitarios. Ahora ese mundo me parece oscuro y extraño; pero he de reconocer que por ahí pasé, lo mismo que he pasado también por otros sitios. 

El mundo de la publicidad se basaba, y se basa, en el sexo, en una exploración completamente ‘caprichosa’ y ‘manipuladora’ de esa parcela de la naturaleza humana. Toda la narración trazada a través del guión, de la realización y de la puesta en escena, se basaba, y se basa, en que la historia que se cuenta quede veladamente marcada por su contenido sexual (el subliminal elevado a la máxima categoría). Prácticamente todo lo que un anuncio propone está basado en una absoluta obsesión por el sexo. ¿Quién magnificó el sexo hasta concederle tanta importancia? Que sepamos, un señor llamado Freud. Todos siguieron a Freud y nadie o casi nadie le dio por preguntarse si Freud estaba equivocado. El colmo de la obsesión por el sexo es cuando lo bello también queda reducido a su puro contenido sexual. Me explico. Se toma el ejemplo de un gran artista como puede ser Miguel Ángel, se analizan sus esculturas y sus pinturas, y directamente se llega a la conclusión de que todo su arte tiene que ver con lo sexual, hasta concluir, pero concluir con mayúsculas, que Miguel Ángel era un reprimido sexual. Una conclusión gratuita que nadie se atreve a discutir. Una conclusión que lleva a que todo el mundo piense de verdad que Miguel Ángel era un absoluto reprimido sexual, en vez de pensar que el verdaderamente reprimido era Freud, que de paso fue el que lanzó la teoría. El colmo de esta forma de analizar ‘por el morro’ lo acabo de encontrar en un libro de un psiquiatra leonés llamado Javier Álvarez; el libro se titula “Éxtasis sin fe” (hace más de dos años que lo tengo aquí delante, en la lista de libros pendientes de leer; hace unos días que por fin he podido hincar el diente a este ladrillo). Se dedica este hombre a repasar con todo detalle fenómenos psíquicos de diferentes místicos y artistas para llegar a concluir, como en el caso de San Juan de la Cruz, que toda la mística que de él salía era fruto de la depresión; de esta forma te hace creer que una de las mayores bellezas de expresión humana, en este caso el texto del Cántico Espiritual y otros textos, son el resultado de una enfermedad psíquica. ¡Está queriendo decir que las mayores bellezas humanas están producidas por gente enferma…! ¡Es alucinante! Cuando lo que habría que decir, lo quiero decir yo ahora, es que la verdadera enfermedad la padece quien justamente está formulando la teoría… 

¡Dios mío, la de cosas que se están desmontando y las que todavía vamos a tener que desmontar…! 

Volviendo a la publicidad. Quizá ya me lo habéis oído decir, pero la mayoría de los slogans publicitarios son en realidad insultos, insultos a todos nosotros. Hay uno muy reciente, es de estos últimos días; lo escuché la semana pasada mientras viajaba en el coche. Es una cuña de radio. Es de Loterías del Estado. Dice así: “Sigue soñando. Sigue soñando porque nosotros sabemos que la gente nunca dejará de soñar”. Claro que sí, claro que lo sabéis, porque vosotros no queréis que la gente despierte, lo que queréis es que continúe dormida. Para vuestro negocio es muy importante que la gente siga soñando con cosas imposibles, en vez de invitarles a dejar de soñar y ponerse a construir un mundo de cosas posibles… ¡Tiene narices! ¡El propio estado diciendo estas cosas…! 





La foto bien podría parecer publicitaria, pero no lo es. Son hojas de una rosa de un rosal que plantó mi madre. Hace unos pocos días.

14 comentarios:

Anónimo dijo...

¿Publicidad? no, publi-acidez...

María dijo...

CREADORES DE NECESIDADES...

La publicidad es el arte del engaño. Esta frase la pronuncié delante de dos mujeres jóvenes, recién graduadas. Me miraron estupefactas. Yo les pregunté si no era cierto esa afirmación, y las dos al unísono, me contestaron que la publicidad también era necesaria para "mostrar", para dar a conocer... Porque sin ella, no se sabría la existencia de muchas cosas. Yo les dije que todas las cosas importantes de la vida, se conocen, se aprecian, y te diriges, a ellas,si de verdad lo merecen. No es necesario anunciarlas. Tuve que desviar la conversación, porque evidentemente, "no mordían la mano que les deba de comer." Precisamene mujeres, cuando somos las que propiciamos, la "carnaza" para facilitar las ventas. Está todo previamente estudiado al milímetro. La propia psicología hace su programa para beneficiar, a los mercenarios de la farsa. Estoy cansada de escuharlo repetidas veces en clase.

En una conferencia reciente, a la que asistí; entre otros, se tocó el tema de la publicidad. Es curioso, que los tres ponentes, opinaron que era una discipllina, totalmente prescindible. Uno de ellos, (un psicoanalista argentino), que animó a la creatividad, sin necesidad de regalarse, para mentir. Se levantaron ampollas entre los asistentes. Me hizo gracia, la intervención de un hombre del público, que durante la fase de preguntas, hizo alarde, de pretender "vender" su producto a toda costa. Este individuo, le gusta la especulación, el trato, y los manejos, con lo que estaba en su propia pecera... Su profesión se presta a ello. No le terminé de escuchar, porque me empalaga, su discurso trasnochado. Éste, sí que sabe buscar la oportunidad adecuada...

http://www.youtube.com/watch?NR=1&v=KIORTEeNcOU

María dijo...

Adjunto curiosamente el libro que mencionas en el apunte de hoy (salvo que exista otra versión). Si lo consideras un ladrillo, puedes imaginar la catadura de los demás que tenemos que "tragarnos"...

Por cierto, cuando mencionas algo relacionado, con lo espiritual, en estos foros; te miran incrédulos y se rien en tu cara... Al unísono,me da tiempo a pensar: "Si tu supieses, la ignoracia en verdad, sí, que es atrevida".


http://www.nuevapsiquiatria.es/descargas/pdf/ExtasisSinFe.pdf

Anónimo dijo...

¡Vaya ensimismamiento narcisista el de nuestra sociedad! Da la sensación que todo desde fuera invita a vivir ensimismados y sordos a las voces que vienen más allá de nosotros mismos.
El místico convierte todo lo que vive en un éxtasis. ¿Qué sería de la fe sin éxtasis?
¡Qué curioso! Ayer se celebraba el día de la salud mental.

Anónimo dijo...

Somos hombres/mujeres anuncio andantes. No nos pagan para que hagamos publicidad de un artículo: al contrario, nosotros pagamos (y mucho)por hacerles publicidad a marcas comerciales que se nutren de nosotros y nos explotan. Nos vanagloriamos de usar determinadas prendas, de conducir ciertos coches, sus emblemas son reconocibles por todas partes porque ellos se encargan de que nosotros los divulguemos y además paguemos por hacerlo. Esas marcas además explotan a los países donde se producen, con mano de obra baratísima y condiciones laborales que nosotros nunca aceptaríamos.

Nos siguen utilizando y nos dejamos llevar, es pura inercia con la que ya cuentan.

Anónimo dijo...

El Amor, como esos pétalos de rosa, es una discreta locura.

Anónimo dijo...

A día de hoy, puede ser una locura amar, pero lo verdaderamente importante, es AMAR CON LOCURA.

Anónimo dijo...

youtu.be/gQzTqF3g1zs

Anónimo dijo...

"NO ES LO QUE TENGO. ES LO QUE SOY".

Me lo cuenta un individuo, que está prestando su imagen, a una conocida marca de relojes. Para más inri, luce en su fórmula 1 la marca de una escudería que le patrocina. Rojo fuego, el "colorcito"; el del bólido y el del banco... Dinero llama a dinero.

francescaB dijo...

Pues, puedo invitar este Javier Alvarez a ver a el David de Michelangelo muy de cerca: seguro que se asustaría! He visto amigos perder la palabra por unos cuantos minutos...Una estatua en frente de la cual te quedas mudo y te preguntas que hombre puede hacer a una tal maravilla. Ahí ves a toda la humanidad y también la sacralidad de el Hombre... Y la Cappella Sistina?? Este senor piensa acaso que Bach también es un frustrado? Es todo el resultado de una casualidad junta a la frustración lo que sale de un acto de creación? No tiene que ver nada con la comunicación entre seres humanos? Sobre El cuestionarse sobre las grandes y pequenas preguntas? Sobre la busqueda de la transmisión de la emoción y el pensamiento? Sobre el intento de unir la estetica con la ética?? Que piensa él, que cadauno de nosotros que vivimos de musica, pintura, escultura, poesía, literatura, danza... lo hacemos porque TODOS hemos tenido vidas con escaso sexo y mal hecho??

U acaso puede que sea él que tenga la frustración de no haber todavía ganado el nobel por la literatura...?

Anónimo dijo...

http://www.bestpeliculas.com/descargar/noviembre-dulce-dvdrip-espanol-2.html


Dicen dos comentarios anteriores:

"A día de hoy, puede ser una locura amar, pero lo verdaderamente importante, es AMAR CON LOCURA."
"El Amor, como esos pétalos de rosa, es una discreta locura"

Mucha razón tenéis ambas (imagino, no sé, que sois mujeres...)
Esta película tiene publicidad, publicista, lágrimas, y amor a raudales. La música es deliciosa. Reivindicando las emociones. Publicitando sentimientos.

Anónimo dijo...

http://huidadelmundanalruido.zoomblog.com/archivo/2009/05/01/la-Piedad-De-Miguel-Angel-Vista-Por-Ro.html

Anónimo dijo...

Leo distintas partes del libro: 'Éxtasis sin fe'.
No sé como este autor puede escribir un libro y lanzar estas teorías de forma tan categórica con nulos datos objetivos en su poder. Estas especialidades de la medicina se han caracterizado por teorizar mucho y analizar muy poco en base a un método científico.

Si en condiciones normales ponemos en entredicho los datos de trabajos de investigación que cumplen críterios metodológicos correctos, os podéis imaginar como puede valorarse éste...

Anónimo dijo...

De ese libro se pueden leer textos sueltos, son textos que están vivos; son textos de los propios autores que emocionan por la lucidez que tienen. ¿Y qué decir del autor? Estos escritores en realidad no lo son; comienzan su escritura con la excusa de una tésis doctoral; esa tésis arranca con una teoría que se adapta al gusto de un profesor que normalmente dirige esa tésis y al que suelen tener mitificado; y cuando ya acaban dicha tésis lo publican en forma de libro. En realidad no es el libro de un escritor, es el libro de un detective, porque lo que van es a dar caza a algo; suelen dar caza a una idea, una idea que luego explotan hasta el límite.

Un abrazo.
R.