Alcanzar el destino



Lo importante no es ganar dinero, ni acumular bienes de todo tipo, ni tener mujer o marido, ni haber traído al mundo unos hijos, ni viajar, ni llevarse bien con los vecinos, ni rezar, ni meditar, ni lo que hacemos en nuestro trabajo, ni comer todos los días un alimento muy sano… Con todos los respetos para la escala de valores que tenga cada cual, para mí eso no es lo más importante. Creo que lo más importante es saber de qué estamos hechos. Si no comprendemos eso, todo lo demás se convertirá en algo superficial. Si no buceamos en nuestro propio conocimiento, seguiremos de vacaciones. Trabajar, lo que se dice trabajar, es saber cómo está conformada nuestra conciencia. La conciencia, testigo vivo de todo lo que vive. 

Entonces digo, me digo: para acometer la tarea de saber lo que somos hay que vivir en medio de la paz y del silencio, no en medio de la agitación y de la prisa. Tengo conocimiento profundo de que soy sin causa, soy más allá del tiempo y del espacio, soy algo conectado a un imán llamado Yo Superior, copia exacta de la Divinidad. Estoy desplegado en una realidad multidimensional. Ahora mismo me expreso desde este plano tridimensional, aunque mi esencia es infinita y también es eterna. La realidad que vivimos la creamos nosotros mismos, nosotros somos los creadores de nuestro mundo, por eso nosotros podemos cambiar y transformarnos. Todo lo hacemos nosotros con nosotros mismos. La armonía es la ley eterna que gobierna todas las cosas. Sabemos cómo somos por dentro cuando podemos vivir en soledad, no una soledad dolorosa que implique vivir aislados del mundo, sino una soledad que nos ayude a ser capaces de estar a solas con nuestro propio corazón. Soledad, serenidad y calma. Por ese orden. El mayor conocimiento es el conocimiento de un corazón humilde, el corazón humilde que sabe que no sabe, por eso decide no preocuparse y, más que dedicarse a la tarea de acumular conocimiento, lo que decide es contemplar el espectáculo de la vida y vivir siempre en el Amor. Alcanzar el destino es conocer nuestra naturaleza real, en ese momento la vida se convierte toda entera en alegría y bendición. Todos los que así lo viven irradian luz, incluso aunque no lo sepan. Los sencillos, los que no están ávidos de reputación, los que se ocultan a los ojos del mundo, ésos que no desean nada para sí mismos, esos que saben que se puede vivir en paz, ellos son los sabios, ellos son los que lo saben. ¡Miradlos a ellos! ¡Miradlos! 





En la foto, el viento arrastra con fuerza la arena de una playa. Mar Cantábrico.







30 comentarios:

Anónimo dijo...

Este apunte es la descripción de un credo particular. Gracias.

Anónimo dijo...

Vivir es resucitar.

Anónimo dijo...

Es imposible crecer si no hay paz y silencio.

Anónimo dijo...

Contemplo esta imagen desnuda y parece que el Viento soy Yo. Me encantan las raíces que este viento oleado ilumina. Sus vislumbres. En la Tierra y en el Cielo.

Anónimo dijo...

Precioso credo en el que también creo.

Anónimo dijo...

El silencio esta dentro,la paz esta dentro,la felicidad esta dentro....todo esta dentro de nosotros mismos. Estamos hechos de pepitas de oro recubiertas en ocasiones de barro, como dijo Buda, solo hay que adiestrar la mente, que es la que nos perturba y crea pensamientos perturbadores, hay que transformarlos en pensamientos virtuosos para nosotros y para el mundo. Conseguiremos paz y alegria

Anónimo dijo...

Viento invisible con color de calma, de sosiego. Agua, arena...elementos en humilde armonía para recrear un aposento de paz.

Anónimo dijo...

Hermosas palabras que dejan traslucir hermosos sentimientos. Melodías intencionadas para almas agradecidas. Saber que todos nosotros no pasaremos de aprendices, es todo cuanto deberíamos de tener claro. Que cada situación, cada circunstancia, cada ser que forma o ha formado nuestra vida, nos enseña o nos enseñó a conocernos más. Intenciones recíprocas que alimentan, que hacen crecer y desarrollarse.
"Estar a solas con nuestro propio corazón". Corazón eterno, solitario, humilde, sereno, calmado, alegre y bendito. Ambicionemos algo así. Que nuestra mayor reputación sea irradiar luz.

Escucho la lluvia, serena, humilde, eterna...

http://www.youtube.com/watch?v=1_X8JjFboSU&feature=digest_wed

Anónimo dijo...

"Pensamos demasiado y sentimos muy poco. Mientras el hombre exista, la libertad no perecerá..."

http://www.youtube.com/watch?v=XndmCCWcpVQ&feature=player_embedded#!

Anónimo dijo...

Todo ser es sin causa y existe fuera del tiempo y del espacio.

Anónimo dijo...

"Alcanzar el destino es conocer nuestra naturaleza real", creo que esa es la tarea del ser humano.

Anónimo dijo...

"En el silencio somos,nos movemos y existimos".

Anónimo dijo...

Hacer que nuestra mente sea clara, hacer que nuestro corazón sea puro, santificar nuestra vida, ese es el camino más rápido hacia el mundo que estamos buscando.

Anónimo dijo...

La realidad suprema somos nosotros mismos.

Anónimo dijo...

Ar- es un prefijo del sánscrito que significa 'río' y –monía quiere decir 'uno' Hacia un solo río, un solo cauce. El del Amor.

Anónimo dijo...

YO NO SOY YO

Soy este
que va a mi lado sin yo verlo;
que, a veces, voy a ver,
y que, a veces, olvido.
El que calla, sereno, cuando hablo,
el que perdona, dulce, cuando odio,
el que pasea por donde no estoy,
el que quedará en pié cuando yo muera.

Juan Ramón Jiménez

Anónimo dijo...

Las palabras verdaderas siempre se cumplen.

Anónimo dijo...

Descubre quién eres y entrégalo al mundo.

Anónimo dijo...

Entrégalo al mundo y despréndete del fruto de tus acciones, no te pertenecen

Anónimo dijo...

YO SOY ESO

"El buscador es el que está en busca de sí mismo.
Abandone todas las preguntas excepto una: «¿quién soy yo?».
Después de todo, el único hecho del que está seguro es que usted
es. El «yo soy» es cierto. El «yo soy esto» no. Esfuércese en
encontrar lo que usted es en realidad.
Para saber lo que usted es, primero debe investigar y conocer
lo que usted no es.
Descubra todo lo que usted no es ²el cuerpo, los sentimientos,
los pensamientos, el tiempo, el espacio, esto o eso² nada, concreto
o abstracto, que perciba puede ser usted. El acto mismo de percibir
muestra que usted no es lo que percibe.
Cuanto más claro comprenda que en el nivel de la mente usted
solo puede ser descrito en términos negativos, tanto más
rápidamente llegará al fin de su búsqueda y se dará cuenta de que
usted es el ser sin límites".


(Sri Nisargadatta Maharaj)

Anónimo dijo...

¿Qué voz viene sobre el sonido de las olas
que no es la voz del mar?

¿Será la voz de alguien que nos habla,
pero que, si escuchamos, calla,
precisamente por habernos puesto a escuchar?

Y sólo si, medio adormecidos,
oímos sin saber que oímos,
ella nos habla de la esperanza
hacia la que, como un niño
que duerme, durmiendo sonreímos.

Son islas afortunadas,
son tierras que no tienen lugar,
donde el Rey vive esperando.
Pero si andamos despertando,
calla la voz, y sólo es el mar.

- Fernando Pessoa -

Anónimo dijo...

Siempre estamos naciendo a todo.

Anónimo dijo...

...'si andamos despertando'...

Anónimo dijo...

Detened vuestra agitación, poderes terrenales. La armonía es la ley eterna que gobierna todas las cosas.

Anónimo dijo...

DECÁLOGO DE LA SERENIDAD

1.-Sólo por hoy trataré de vivir exclusivamente el día, sin querer resolver el problema de mi vida todo de una vez.


2.-Sólo por hoy tendré el máximo cuidado de mi aspecto, cortés en mis maneras, no criticaré a nadie y no pretenderé mejorar o disciplinar a nadie sino a mí mismo.


3.-Sólo por hoy seré feliz en la certeza de que he sido creado para la felicidad, no sólo en el otro mundo, sino también en éste.


4.-Sólo por hoy me adaptaré a las circunstancias, sin pretender que todas las circunstancias se adapten a mis deseos.


5.-Sólo por hoy dedicaré diez minutos de mi tiempo auna buena lectura, recordando que, como el alimento es necesario para la vida del cuerpo, así la buena lectura es necesaria para la vida del alma.



6.-Sólo por hoy haré una buena acción y no lo diré a nadie.


7.-Sólo por hoy haré por lo menos una sola cosa que no deseo hacer, y si me sintiera ofendido en mis sentimientos, procuraré que nadie se entere.


8.-Sólo por hoy me haré un programa detallado. Quizá no lo cumpliré a cabalidad, pero lo redactaré y me guardaré dos calamidades: la prisa y la indecisión.


9.-Sólo por hoy creeré aunque las circunstancias demuestren lo contrario, que la buena providencia de Dios se ocupa de mí como si nadie más existiera en el mundo.


10.-Sólo por hoy no tendré temores. De manera particular no tendré miedo de gozar de lo que es bello y creer en la bondad.


JUAN XXIII

Anónimo dijo...

Necesita el viento arrastrar con fuerza para llevarse lo superfluo, eso que ensordece y no permite escuchar o lo que obstaculiza y no deja avanzar. Saber y sentir lo que somos, expresar el bien - decir a la vida. Aceptar, abrazar y bendecir lo que llega cada día. Aquí y ahora.

Anónimo dijo...

Hay una grieta en cada cosa y por ahí es por donde penetra la luz. Luz única que no se extingue. Luz de luz.

Anónimo dijo...

Los deseos para aquellos que desean. No desees nada. Entonces quedará en tus manos la pura esencia de la vida.

Anónimo dijo...

El mundo de la percepción es un mundo de cambios, se basa en interpretaciones, no en hechos, es selectivo e inestable.
El conocimiento es la verdad y está regido por una sola ley: la ley del amor. La verdad es inalterable, eterna e inequívoca. Es posible no reconocerla pero es imposible cambiarla.
Si te quedas atrapado en el mundo de la percepción te proyectas en él y nunca podrás llegar a ver el Ser que Dios creó en nosotros, como nosotros y expresándose en nosotros.

Anónimo dijo...

Adéntrate en ti mismo, digiere lo que viste,
húndete en el mutismo de tu mundo interior,
y recobra, si puedes el Edén que perdiste.
Todo lo que contemplas dentro de tu alma existe:
es tu propio espectáculo y tú, el espectador.

Amado Nervo