Más de cien caballos muertos




Los que conocéis el título del nuevo libro que está a punto de publicarse (para los que ya no se aguantan les diré que faltan cuatro o cinco días para que salga de imprenta), veréis que ya me estoy parafraseando a mí mismo, me refiero al título de este apunte. ¡Que alucine lo de la carne de caballo! ¡Qué manipulación! ¡Qué engaño! Esos pobres animales. Pobres. Pobres... Supongo que la mayoría conocéis el escándalo que se ha desatado con la carne de caballo que ha aparecido en platos precocinados de medio mundo... ¡Pobres animales! 


Este vídeo que viene a continuación dura solamente 6 minutos, pero nunca lo olvidaremos, particularmente el primer minuto. Mientras lo vemos podremos maldecir, podremos llorar (casi seguro), pero sobre todo podemos rezar, rezar es lo mejor que se puede hacer porque se necesita la oración para salir de esta vibración tan baja. El amigo que me pasó el enlace me dijo: “Si están así los animales, ¿cómo estarán los que se los comen?”: 




La foto no es de un caballo muerto, es de un caballo suelto, vivo, en libertad. Fue ayer mismo cuando me encontré con él, estaba donde muchas veces voy a pasear y a darme de bruces con la Naturaleza. La Naturaleza, ese vientre de madre abierto. Pensaba en lo de la carne de caballo mientras hacía la foto, y él, el caballo, sensible a esto y a tantas cosas, parecía en un estado como beatífico. Lo veis, ¿verdad? Era emocionante estar a su lado, con el lago al fondo y sus jirones de agua en medio del hielo, las montañas azules del atardecer...





Date el lujo




Quitémonos de la mente las ideas preconcebidas. ¿Ideas sobre quién? Sobre nosotros mismos. ¿Ideas sobre qué? Ahora voy a tratar de explicarlo: 

Has dormido solamente tres horas, no tengas la idea preconcebida de que estarás todo el día con un sueño que te vas a caer, porque igual resulta que a pesar de haber dormido tan poco, puedes no sentir ni gota de sueño y vas a estar pletórico todo el día. 

Apenas he comido hoy, seguro que voy a tener una hipoglucemia, un mareo o algo parecido. No te hagas ideas preconcebidas de lo que te va a pasar, igual durante el día no tienes ni gota de hambre y te sientes de maravilla. 

Cuando un niño nace, a los padres les asiste una energía de otro nivel, lo mismo que cuando un familiar está a punto de morir o finalmente muere. Al lado de un bebé recién nacido te puedes pasar noches enteras sin dormir y por el día te encuentras muy bien, sin apenas cansancio. Cuando un ser querido está para morir ocurre exactamente lo mismo, no nos fatigamos si nos volcamos en su cuidado, el cansancio no nos afecta. ¿Qué energía es esa que nos asiste? Más que una energía extra que no se sabe muy bien de donde viene, digamos que esa energía somos nosotros mismos, es una energía que puede agrandarse y multiplicarse. Y es que cuando nuestra conciencia se vuelve así, expansiva, no reaccionamos de la misma manera que cuando no lo es. Comemos con la conciencia, dormimos con la conciencia, amamos con la conciencia. 

Tenemos tendencia a mirar las cosas con las gafas de ver el pasado, pero esas gafas están sucias y viejas. Se puede mirar sin gafas, sin filtros, sin estar mediatizados. 

Hemos vivido en el pasado con mucho esfuerzo y con mucha desesperación, y no entendemos que ahora la vida puede ser diferente, una vida fácil donde las cosas puedan salir de forma sencilla y natural. 

La mayoría de las cosas en las que hemos creído nunca han existido. La mayoría de las cosas en las que creemos ni existen ni existirán jamás. 

Date el lujo de vivir de una manera nueva. 




En la foto, un carámbano en los tejados al que el sol estaba deshaciendo, de hecho cayó justo al acabar de hacer la foto. Fue ayer mismo.






Lo que es





Una vez, a un discípulo de Ramana Maharsi que había pasado a su lado veinticinco años, se le murió un hijo y estaba roto de dolor. Entonces suplicó tener una audiencia con Ramana. Cuando él llegó Ramana descansaba, a pesar de eso Ramana estuvo de acuerdo en ver a su discípulo. Cuando el discípulo entró en el hall, Ramana estaba reclinado en un sofá con los ojos cerrados. El discípulo comenzó a llorar y a contarle sus problemas, en especial lo mucho que amaba a ese hijo. Entonces preguntó a Ramana: What is God? (¿Qué es Dios?). Ramana no contestó. Se mantuvo inmóvil durante quince minutos. Entonces abrió los ojos y dijo muy suavamente: What is, is God (Lo que es, es Dios)



“Silence of the Heart”, dialogues with Robert Adams.



En la foto se puede ver el musgo del invierno agarrado a las grandes rocas de granito.






Me ha dicho mamá que no me quieres





Se llama Carmen Serrano y es periodista. Acaba de publicar un libro que se titula: “Me ha dicho mamá que no me quieres”. Le han hecho una entrevista recientemente en la televisión valenciana, y es muy bueno todo lo que dice. Muy bueno y muy cierto. Diecisiete minutos para verlos sin parpadear:



No sé si lo sabéis, pero en una denuncia contra un hombre que se inscriba bajo la ley de violencia de género, sea falsa o no esa denuncia, el hombre no tiene presunción de inocencia. Repito: ¡¡¡No tiene presunción de inocencia!!! La más mínima garantía democrática no es respetada en absoluto. 




Dedico este apunte a Ángel. Y me uno a su lucha.





Vuelvo a hacerme la pregunta




Mientras plancho pienso en los soldados que se vuelven locos estando en la guerra o después de venir de ella, y pienso concretamente en la cantidad de películas que hablan de esto. Recuerdo ahora mismo tres: “Apocalipse now” de Francis Ford Coppola; “Una historia verdadera” de David Lynch; y “El cazador” de Michael Cimino, aunque hay muchas más; por cierto, las tres que he citado son buenas películas. Vuelvo entonces a hacerme la pregunta: ¿Por qué hay tantos soldados que se vuelven locos en las guerras o después de venir de ellas? Porque la guerra es una locura. 

¿Por qué hay tantos políticos que pierden la memoria? Estoy pensando ahora mismo en Adolfo Suárez, expresidente del gobierno de España, y en Pascual Maragall, exalcalde de Barcelona. Hay tantos políticos que pierden la memoria porque las mentiras de la política es mejor olvidarlas, o dicho de otra manera: perder la memoria es una manera radical de olvidar todas las mentiras con las que envolviste tu vida mientras eras político. 

¿Por qué en la vida religiosa hay tantos padecimientos físicos, especialmente de tipo nervioso? Y esto no ocurre solamente en el catolicismo, ocurre en todas las religiones de todo el Planeta; ocurre que la gente que decide llevar una vida ‘consagrada’ suele arrastrar por lo general muchas enfermedades, particularmente depresiones, neurastenia, psicosis, etc. Esto de lo que ahora hablo es una plaga que bien podría llamarse “el mal de los conventos”. Vuelvo entonces a hacerme la pregunta: ¿Por qué en la vida religiosa hay tantos padecimientos físicos, especialmente de tipo nervioso? Porque todas esas enfermedades surgen a causa de la represión, una represión impuesta, aunque la apariencia es que ha sido autoaceptada por el individuo que opta por la vida religiosa; difícilmente puede ser autoaceptada porque uno no puede aceptar algo que va en contra de sus instintos y de su propia naturaleza. Tú con la mente dices que sí, pero el cuerpo te dice que no. 

¿Por qué en nuestra sociedad, particularmente en nuestra sociedad occidental, hay tanto miedo a la delgadez? Fijaos si habrá miedo a la delgadez que casi un sesenta por ciento de los individuos son gordos. Vuelvo a hacerme la pregunta: ¿Por qué hay tanto miedo a la delgadez? Porque tenemos miedo de los huesos, del esqueleto, porque aún no hemos comprendido la muerte. Os habla uno que es flaco y que cada día lo es más. Por cierto, las personas más sanas que conozco están flacas, pero flacas de verdad, se les notan los pómulos de la cara, las costillas, sus huesos salen a relucir. Ser flaco no significa estar enfermo. 

¿Sufren los hijos de padres separados? (esta pregunta me la ha hecho una persona hace unos días). Posiblemente sufran, desde luego no más que otros hijos de padres que aparentemente siguen juntos aunque el amor ya no esté presente. Vuelvo a hacerme la pregunta: ¿Sufren los hijos de padres separados? No lo sé, lo que sí sé es que los hijos de padres separados, a fuerza de hacer maletas un día sí y el otro también, están preparados para el duelo. Sí, preparados para vivir el duelo. Considero básico que una persona esté preparada para el duelo, que quiere decir que es muy importante tener conocimiento de que todo tiene un final, ser conscientes de que el mundo de la materia es caduco y de que las personas y las cosas acaban siempre desapareciendo. 

Otro día seguiré haciéndome preguntas, ahora he de continuar con la plancha. Es como si este montón de ropa no disminuyera hoy. Oigo como una voz que me dice: “Si es que cada poco sales corriendo a escribir lo que se te ocurre… “. 





La foto es de hace ocho años. El día de invierno, con sol; el niño en la ladera del monte, la hoguera, un hombre que recoge ramas al fondo, junto a los chopos. En el nacimiento del río San Juan (Segovia). 







Vestir de blanco




En estos días varias personas me han preguntado, ¿qué piensas de la dimisión del papa? 


De entrada diré que el papa me parece una persona muy poco interesante, no este papa en concreto, cualquier papa; tanta encíclica, tanto discurso, tantas misas y homilías, y lo poco que todo eso ha calado en los corazones de los habitantes de este Planeta. Como instructor espiritual el papa es una figura que tiene escasa relevancia, ese es el hecho. 

Llevo seis papas en mi vida y voy camino del séptimo. A mí la única figura de papa que realmente me ha interesado es la de Juan XXIII. La estampa del papa Juan, su contenido simbólico, representaba al abuelo y a la abuela juntos, por eso me gustaba esa bondad simple que no juzgaba y que siempre abrazaba y acogía. ¡Lo que cuesta ser simplemente bueno y aparecer como tal! No ha habido un papa más desnudo que él. Su desnudez cautivaba. Su sucesor, Pablo VI, era frío como el hielo, apenas sabía sonreír; con Albino Luciani ya sabéis lo que pasó; Juan Pablo II era un actor con muchas tablas, yo de ese papa me he creído muy pocas cosas, y lo digo con el debido respeto a los que pensáis lo contrario; y con este último, con Ratzinger, digo las mismas palabras que decía mi madre cuando estaba ya a las puertas de su muerte física: “¡Qué poco me gusta este hombre!”

El día que anunció su dimisión Benedicto XVI pensé: A la vez que lo dejas, ¿no deberías desmontar ya todo el chiringuito? Ahora es el momento de deshacer la estructura pesada y caduca de una Iglesia que se quedó petrificada (será por venir de San Pedro). Deshazlo todo, hazlo hoy, no esperes a mañana. Pero no, parece que aún no es el momento. Aún sigue mandando el miedo. El dinero. La presión. Y las amenazas. 

Amigos, las superestructuras religiosas se desmoronan, no sólo le está ocurriendo a la iglesia católica, se están desmoronando todas, y todas lo hacen al mismo tiempo. Está ocurriendo a la vez en muchas partes del mundo. Una nueva conciencia nos asiste. El pasado se está quedando atrás. Una profunda espiritualidad vive ya y se alimenta al margen de los dogmas, al margen de lo establecido. Eso es lo que viene, eso es lo que ya está aquí. 

La institución eclesial católica, formada por hombres igual de avariciosos que los políticos más convencionales, está corrompida, quien no lo quiera ver que no lo vea. La iglesia no debería de haber acumulado riquezas materiales. La iglesia no debió de permitir ni un sólo abuso sexual. La iglesia no debió de permitir que sus finanzas fueran manejadas por la mafia y la masonería, entre otras organizaciones, por no hablar de los jesuitas, y por no hablar del Opus Dei. La iglesia católica, siempre aliada con los dictadores de medio mundo, con los poderosos, salvo raras excepciones que rápidamente han sido sofocadas, se encuentra en su tramo final. La iglesia tenía que haber derogado el celibato hace siglos. La iglesia debía de haber dado paso para que la mujer pudiera ejercer el ministerio. La iglesia huele a podrido y a todas partes llega ese olor. 

Que una persona vaya vestida de blanco y que se haga llamar Santo Padre no es garantía de nada. Decía el catecismo que el papa es el representante de Cristo en la tierra. Pero, ¿Cristo necesita representante? ¿Alguna vez se ha lanzado al aire esta pregunta? Cristo vive en el corazón del hombre sin necesidad de ningún representante. El que íntimamente sabe esto ya no necesita que nadie le diga nada. Tú eres igual de santo que el papa, el papa es igual de santo que tú. Si un papa no tiene unión mística con Dios entonces nada puede trasmitir, nada puede enseñar. Todo esto está gobernado por Dios, no por un papa. Seguimos adorando a reyes y papas como si fueran dioses cuando no son más que simples mortales. 

Este papa abrumado, enfermo y triste, lleva en su cuerpo las marcas de toda la dinamita que ha tenido que tragar: escándalos, secretos bancarios, secretos de estado, alguno de ellos innombrables como el asesinato de la joven Emanuela Orlandi, presumiblemente cometido en los sótanos del vaticano en orgías de corte satánico. Este papa lleva en su cuerpo, al igual que Juan Pablo II que también lo llevaba, el secreto sobre la muerte del papa Albino Luciani, con lo fácil que sería hacer una autopsia oficial de ese cadáver.

La iglesia ha sido invitada también desde hace tiempo a anunciar a la humanidad la realidad extraterrestre, es decir el contacto con nuestros hermanos de las galaxias. Lo curioso es que si diera a conocer al mundo la buena nueva del contacto, ese día ellos tendrían que dar por cerrada su institución. ¿Por qué? Porque la conciencia se amplía más allá de los límites que ahora tenemos. La realidad no es como pensábamos que era. Todo ha cambiado. Ese es el hecho. Hemos abierto una ventana a las estrellas y nadie la va a poder ya cerrar. 

Mi hijo pequeño estaba ayer acabando de cenar y me dijo: ¿Sabes por qué se dice que el papa ha renunciado? Porque no se encontraba muy católico… 




Quedaos con Dios. Me refiero a ese Dios que vive en la verdad y en la justicia, el que no necesita más que un pesebre (un corazón que esté limpio) para nacer. 

Jesús resucitado se escondía por vergüenza de quienes decían que lo representaban, y solamente se aparecía a las mujeres y a los niños… 





La foto corresponde a la última visita de Benedicto XVI a España el pasado verano. ¿Queréis que diga algo de la foto? Mejor no digo nada y espero a leer los comentarios.








Cómo instalarse un ego de bajo consumo



Si mezclamos a Gila y a José Mota y le ponemos un toque de sabia profundidad, nos sale Fidel Delgado. Disfrutad de su humor y de su inmenso talento. En esta charla de una hora de duración llega a decir genialidades como esta: “Si eres capaz de sacar sabiduría de las tonterías, en dos días te haces sabio".






El de la foto es Fidel Delgado, con un invento en su cabeza de esos que saca en sus inconfundibles puestas en escena.








Los gordos se mueren antes



Reconozco que el título de este apunte es un poco amarillista, no es mi estilo, pero he de decir que a veces viene bien romper con el propio estilo, de paso se intenta que más de uno fije aquí su mirada. Me parece muy interesante la entrevista que Miguel Celades le hace a Ángel Gracia. La frase del título la dice él mismo en esta entrevista de una hora de duración:



Este viejo de ochenta años vive lleno de salud y de fuerza, lleno de razón, lleno de razones; mientras cuenta solamente un poco de todo lo que sabe, que es mucho, nos abre nuevas puertas para no tener miedo. Lo que dice son normas básicas para tener buena salud y vivir siempre alegres... a pesar de las dificultades. 





En la foto, una enorme y bella ola del mar.






Doctor en medicina



Juan Gérvas es médico. Tiene 64 años. Extremeño de nacimiento, actualmente vive en Madrid. Ha sido profesor en la Universidad de Valladolid, en la Autónoma de Madrid y en la Johns Hopkins; y ha sido, sobre todo, "médico de pueblo", como a él le gusta decir. Jubilado ya, ahora se dedica a la docencia de forma libre. 

-La actividad del sistema sanitario, ¿la tercera causa de muerte?
-Sí, en EE.UU. causa 225.000 muertes anuales. En España los medicamentos tienen unos 19 millones anuales de efectos adversos y provocan la muerte a 6.500 pacientes.

-Oiga...
-También se ha demostrado (Israel) que cuando los médicos hacen huelga las muertes disminuyen un 45%. Y mis afirmaciones se basan en estudios científicos fiables. 

-¿No siempre es mejor prevenir? 
-Los daños de la prevención se perciben a largo plazo. Hoy sabemos que por ejemplo la terapia hormonal sustitutiva para eliminar los síntomas de la menopausia, utilizada por millones de mujeres, provoca infartos, embolias y cáncer de mama (55.000 nuevos casos en el Reino Unido). 

-Ahora se lleva el diagnóstico precoz.
-Hoy se diagnostica antes y más, pero la mortalidad es la misma. El diagnóstico precoz no mejora el diagnóstico de muerte. 

-¿Entonces? 
-Produce algo terrible: hordas de supervivientes, por ejemplo de cáncer, que viven más tiempo con el diagnóstico pero no viven más. 

-Qué duro. 
-La autoexploración de mama no disminuye la mortalidad, pero duplica las biopsias. El cáncer de cuello de útero no disminuye por hacer citologías, pero se siguen haciendo diez millones de citologías al año en España. Si quiere disminuir el cáncer de cuello de útero, céntrese en la población marginada. 

-¿Y el cáncer de próstata? 
-Si quiere reducirlo, no haga el cribado de cáncer de próstata en personas que no tengan síntomas. Hay muchísimos cánceres inofensivos, histológicos, que se diagnostican y se tratan en nombre de la prevención. 

-¿Desaparecen solos? 
-Sí, o se quedan tranquilos. Y no son tumores pequeños, el de próstata puede representar el 60%, y el de mama el 47%, pero se quita el pecho, se hace radioterapia, quimioterapia, y la vida de esa mujer girará alrededor de un cáncer que nunca la habría matado. 

-Entonces, ¿qué hacemos? 
-Disminuirían muchos cánceres haciendo menos radiología y controlando los tóxicos industriales. Pero en este complejo mundo de intereses, deseos y expectativas cuajan propuestas de prevención imposible, de intervenciones sin justificación que dañan a la población con pruebas diagnósticas y los tratamientos consecuentes. 

-¿Por qué remiten solos? 
-Normalmente, los que remiten solos no dan síntomas ni molestias, somos nosotros los que los descubrimos. En el diagnóstico precoz no se parte de población con síntomas. 

-¿Qué me dice de las vacunas? 
-Hay vacunas necesarias, pero otras como las de la gripe, el virus del papiloma humano, el neumococo, el rotavirus o la varicela son puro negocio. 

-¿La vacuna de la gripe no es efectiva? 
-Durante la pandemia de la gripe A vacunaron a la población sueca (el beneficio teórico era 50 muertos menos) y produjeron 200 casos de narcolepsia en adolescentes. 

-Enfermos crónicos. 
-Lavarse las manos disminuye mucho la transmisión de la gripe, y el 40% de los médicos y enfermeras no lo hace. Pero la vacuna de la gripe no disminuye el contagio ni las muertes, no es eficaz en personas sanas ni en personas mayores de 65 años, lo ha publicado la revista The Lancet. A la gente mayor la atiborran de pastillas, como si ser viejo fuera una enfermedad, y eso le resta calidad de vida y a menudo la mata. 

-¿Y la epidemia de colesterol? 
-Su nivel de colesterol no tiene nada que ver con su pronóstico respecto a las probabilidades de tener infarto de miocardio, y la mayoría de dichos infartos se dan en personas con colesterol normal o bajo. Además, los tratamientos para bajar el colesterol sólo son eficaces en las personas que ya tienen problemas coronarios, en todos los demás casos el tratamiento es inútil y perjudicial. 

-¡...! 
-No se mida el colesterol, sea feliz, porque ser feliz y optimista añade ocho años de vida. Y practique la dieta mediterránea, que no consiste en tomar aceite de oliva a cucharadas, sino en poner un mantel, cubiertos y tener compañía: no coma delante del televisor. Y si está embarazada, disfrute. 

-¿Demasiadas ecografías? 
-Sí, y no están justificadas, ni los suplementos rutinarios de hierro y yodo. Estados Unidos, que es el país más intervencionista y el que más dinero gasta en la atención al parto, ha triplicando su mortalidad. 

-¿Se muere por exceso de atención? 
-Sí, los pobres mueren por carencia de atención y los ricos por exceso. Un tac son 750 radiografías en un adulto y el doble en un niño. La radiación que recibió la población en Japón en la Segunda Guerra Mundial equivale a cinco tacs. ¡Ojo con los chequeos! 

-¿Y las vitaminas? 
-En los países ricos, los complementos vitamínicos son como mínimo inútiles y en muchos casos perjudiciales. 



El matrimonio formado por los médicos Mercedes Pérez y Juan Gérvas firman un libro titulado "Sano y salvo (y libre de intervenciones médicas innecesarias)", editado por Libros del Lince, en él se recoge lo mejor del conocimiento científico y de su propia experiencia clínica para advertirnos de los efectos secundarios del exceso de medicación, tratamientos, vacunas, chequeos... "Hay que ser prudentes frente a los talibanes de la prevención". Un libro que lleva a replantearse la salud y la enfermedad. Fueron miembros destacados del movimiento de médicos contra la vacuna de la gripe A en España y que en otros países provocó más efectos nocivos que beneficiosos.


Una entrevista de Ima Sanchís. Diario La Vanguardia. 


Ved a Juan en una charla de 2010. ¡Qué potencia! ¡Y cuántas verdades proclama! Dura 1 hora. Si no disponéis de tiempo para verlo entero ved los primeros 20 minutos; los profesionales sanitarios vedlo por favor completo:
En la foto, Juan Gérvas. Una fotografía de Mané Espinosa.








De ningún sitio vengo



Este es de esos apuntes que uno piensa que solamente van a ser palabras interiores, palabras que uno se dice a sí mismo y que nunca van a convertirse en palabras que se puedan leer. Pues me he equivocado. Iba conduciendo hace unos meses, de pronto paré el coche y escribí esto que ahora viene. Salió de un tirón. Estoy seguro que alguno de vosotros –o puede que muchos de vosotros- hayáis vivido –o quizás estéis viviendo- lo que aquí se describe. Advierto que cuesta comunicarlo, no es fácil decirlo con las palabras adecuadas. Por intentarlo que no quede. 

Me siento a mí mismo como si estuviera flotando sobre todo lo que sucede; aunque estoy en eso que llamamos las cosas de la vida, me siento en un lugar muy remoto, desapegado de las cosas que tengo cerca. Presencio todo con un sentido de distancia inmenso, como si el cuerpo estuviera aquí y lo demás se encontrara en un lugar muy lejano. Sentirse a años luz de esta vida envuelta en vaivenes, quizás porque ya se ha podido descubrir que no hay ningún vaivén. Tener la sensación clara de que uno ha madurado para algo, aún sin saber muy bien para qué ha madurado. 

Y todo esto vivido sin pena, incluso sin alegría, sin nostalgia, sin prisa, sin apenas proyectos. No hay lamentos. No hay problemas. No hay metas. Algún psicólogo o psiquiatra podría decir que esto es algo parecido a una depresión, pero no, no es nada de eso, es justamente lo contrario; y es lo contrario porque esta es la forma de empezar a comprender lo que es la vida en su justa medida. No es depresión vivir todo esto así porque aquí esta el amor, lo constato; el alimento del amor está aquí, no se ha ido. Este amor es la rama que nos mantiene unidos al tronco de la vida. Este amor no está ligado a las personas ni a las cosas, tampoco a las circunstancias, este amor del que hablo es la misma forma que tiene el vivir, su canto, su latido, su eternidad; es un amor limpio y vacío, como un juguete nuevo que ha sido puesto en una habitación desnuda para que pueda jugar en ella un niño (nosotros) pleno de inocencia. 

¿A qué se podría comparar todo esto que estoy diciendo? Es como si nos hubieran metido en la tramoya de un teatro para que podamos ver todo el invento que hay detrás del discurrir de las cosas. Comprendido el personaje y su artificiosidad, sólo queda regresar a un lugar de profundo silencio. 

De ningún sitio vengo, a ningún sitio voy. Observo la superficialidad de mis pensamientos, ya no caigo en la trampa de los sentimientos que durante tanto tiempo me mantuvieron tenso y distanciado del mundo. 

Toda la vida queriendo uno ser libre y justamente ahora comprendo que me tengo que liberar también de ese deseo. La idea de ser libre no me dejaba ser libre, ¡qué paradoja! 

Ahora no soy ni objeto ni sujeto ni persona ni personalidad. Lo natural es lo divino y lo divino es lo natural. No estoy ansioso por utilizar ningún poder porque no tengo poder alguno y ni quiero ni puedo llegar a tenerlo. 

Han tenido que pasar muchos años para darme de bruces con esta evidencia: nunca tocamos a las personas ni a las cosas. Nada podemos tocar. No se puede llegar a esa iridiscencia que es el alma. No se puede. ¿Entonces? ¿Qué hacer? 

Nada. Tranquilo. Me digo, te digo: este amor que nace profundo y sereno es lo más bello que puede nacer en el corazón del hombre. 

Veo que ahora la vida transcurre ya sin esfuerzo. 





En la foto, bosques de Valsaín (Segovia).








Atraco en Londres




Entre 1984 y 1990 conocí de lleno el mundo de la televisión. Trabajé y tuve relación estrecha con la Televisión pública española, TVE1 y TVE2, Telemadrid, la RAI italiana, el Canal 4 británico, la Radiotelevisión portuguesa, la Televisión pública holandesa y un canal privado de Buenos Aires (Argentina). “Aquí es imposible hacer nada”, me repetía un día tras otro mientras intentaba lanzar pequeñas piedras contra esos grandes muros infranqueables. Mi intifada particular no servía para nada. Poco a poco me fui dando cuenta de que los periodistas de esas cadenas seguían al dictado las normas que otros establecían. La libertad no estaba por ningún lado. Desde entonces las cosas han cambiado muy poco en las televisiones, más bien no han cambiado nada, incluso han empeorado bastante. Donde sí han cambiado es en el ámbito de internet, aquí la lucha es grande, ahora mismo es casi total. En el manicomio mediático actual, periodistas como Max Keyser, Stacy Herbert y Leah McGrath Goodman, demuestran una firmeza y una valentía excepcionales. Jugarse la vida para que la verdad pueda brillar. Es muy hermoso ver cómo luchan a brazo partido para traer un poco luz en medio de tanta oscuridad. Los jóvenes estudiantes deberían de aprender de ellos, ese tesón, esa fuerza, esa determinación... ¿De dónde sale tanta energía? Y están sacando a la luz temas durísimos, están hablando de escándalos tremendos. Vedlo si podéis, dura poco más de veinte minutos: 


Amigos, TODO ESTO SE DERRUMBA, me refiero a la economía de cartón piedra que se ha intentado construir sobre los cimientos de la estafa y la mentira. TODO ESTE MUNDO FINANCIERO ESTÁ EXPLOTANDO. Vamos a ver el fuego y las cenizas. El atraco se acaba.



Es curioso, mientras las cosas están cada vez peor, miro a mi alrededor y veo que la gente está cada vez mejor. Cada vez hay más consciencia, cada vez hay más personas despiertas, cada vez hay más humor. Así que algo grande debe de estar pasando, de eso  no cabe ya ninguna duda.





La foto es del Londres que conocemos, la típica postal de cualquier guía; he elegido esta foto por la luz que tiene, creo que esconde algo de película de terror, debe ser por el terror producido por los atracos, las estafas y los abusos hacia los más débiles.






Mapa de la nueva conciencia





Seguimos con el buen cine. Y sin salir de casa. En esta pequeña pieza de poco más de 11 minutos hay muchos libros condensados, muchos viajes, muchos estudios, muchas investigaciones. Y también mucho amor:



Gracias al que lo ha hecho, Karsten Ramser, y a su fino pulso de cirujano. 





En la foto, una chimenea de nieve en el suelo helado de estos días, días de fríos y escarchas.







Vivir de la luz



Hay personas que se alimentan sólo de luz. ¿Es eso posible?

Un film de P.A. Straubinger:


http://www.youtube.com/watch?v=tsSsKhcBRxM




En la foto, nieve iluminada por el último sol de la tarde.